viernes, 16 de marzo de 2007

Cafeteando por chepe


Vieras que me cambiaron el horario de brete, y estoy lo más feliz porque puedo ver un poco más la luz del día. Si antes llegaba a chepe tipo 6:30 pm y lo más lógico era comerse un pedazo de pizza o una birra en un bar, ahora, lo más lógico tipo 4 de la tarde es tomarse un café. Entonces, por esta razón es que me di a la tarea de conocer cafés que siempre veía, pero que por la hora, o por "limpia" no se daba la ocasión para entrar.

En media avenida central, esa luz de la tarde me hace ver las cosas más bonitas, o acaso simplemente ser más observadora del mundo que me rodea. Tal vez sean meros aspectos arquitectónicos, pero son edificios y rincones que "vi" tal vez mejor que nunca. No sé mucho de arquitectura, pero tengo entendido que los dos edificios que vemos aquí arriba, son estilo neoclásico y fueron construidos en los alrededores de los años 20´más o menos en la época del Melico Salazar. Si algún arquitecto entra a este post, será bienvenido cualquier comentario que amplíe la perspectiva. Sino ya veré como me hago de algún estudio serio sobre el asunto. Esta foto de abajo es de la librería Lehman, por si nunca se habían fijado.
Aquí abajo a pesar del contraste de arquitectura, me encantó como quedó esta foto. Eso a pesar de que el edificio de atrás no es que digamos muy bonito. ¿Y el café se preguntarán?Ahorita, suave, porque si bien el café es el fin de este viaje, todo el transcurso del recorrido se volvió un fin en si mismo.
Solo dos veces entré al famoso RISAS, bar que en los años 90´estuvo ubicado en este edificio. La verdad no me acuerdo de casi nada del Bar, pues seguramente entré sin cédula, y con el temor a que me sacaran, o simplemente fue un ratito. Lo que si sé es que este edificio parece caerse, deteriorándose al compás del resto de la ciudad, y me queda la duda de si es el deterioro que ha hecho que los ladrillos queden al descubierto, o fue a propósito. Definitivamente es una edificación preciosa, con detalles en ventanas y puertas, muy finas.
Les cuento que un barcito bien hechito con buena onda, podría ser nuevamente un boom, ahora que chepe está siendo retomada por algunas juventudes.¡¡¡ Ojo los detalles de la puerta.!!!

Y de las ventanas y columnas. No ha de existir un solo maestro de obras actualmente en el país que pueda hacer ese tipo de detalles. Los artesanos de entonces, me parece eran especializados, y según tengo entendido, la mayoría de arquitectos que realizaron este tipo de edificaciones eran extranjeros, italianos o franceses.

El ladrillo, con su tono rojizo es uno de los materiales más encantadores que hay. Pues como todos son hechos(no se si ahora es igual) individualmente ninguno es igual al otro, por lo tanto cada uno tiene un tono, una rugosidad, una cocción final que le da la unicidad a cada ladrillo. Una vez en la pared, la totalidad de la parede no es un tono uniforme, sino de tonos y matices.
Bueno para no hacerles más largo el cuento, me acordé pasando frente al correo, que había un café ahí. Fué así medio sin rumbo, que entramos a conocerlo.
Entrando a mano izquierda están unos casilleros de apartados de aquellos que en la actualidad todavía conservan esa dirección, en la que llegan noticias, novedades, sueños, amores y cuentas!!!
Uno acostumbrado a su gmail, o yahoo, mira ese número y es el equivalente a la dirección que intercambiaban amistades, amores, u otros para poder comunicarse ante la distancia.(ni tan lejano, yo misma hasta los 17-18 años seguía mandando y recibiendo cartas y correspondencia en general. Otras épocas. Sin embargo, creo que el correo no desaparece del todo, pues siempre hay formalidades que se siguen haciendo, con papel y sobre. Tarjetas postales, invitaciones, entre otros. Finalmente, la primera sala del café, que la verdad la tienen super linda. Estaba bastante llena, y contrario a lo que uno creería, de que está llena de turistas, al revés estaba llena de ticos, de gente que trabaja en el centro, o está de paso, o se quiere encontrar a conversar en un lugar bonito, o que se yo, cada uno tendrá sus razones, pero a pesar de que los precios son altillos, ahí estaba la gente tomándose su cafe latte y que se yo que cantidad de variedades de cafés, que con licores, que con chocolate, canela, etc.

Tienen alguna repostería, y este salón de abajo es el de no fumadores. La verdad un rincón agradable, para ir un día que uno quiera conversar o leerse un libro en un lugar tranquilo en pleno centro de chepelandia (no pretendan un café de 3 tejas porque no lo hay). Si van cuéntenme que les pareció. O si ya lo conocían, pues igual.

9 comentarios:

Jen® dijo...

nunca he entrado al cafe del correo. pero si me he perdido en ese laberinto de casilleros :S

le recomiendo Q'Cafe. en altos radio monumental. tiene un estilo bien avantgrade que seguramente le gustara!

maluigi dijo...

Hola jen, pura vida
pues fijate que justamente el otro dia fuí a Q´café, y justamente estaba sin baterías la cámara, sino ya hubiera hecho el post sobreel chante...es super chiva ese lugar...
cuando vuelva llevo la cámara!

Cromatica dijo...

Bellas fotos Maluigi, estamos recorriendo Chepe a traves de tus ojos y tu lente, no dejo de sorprenderme de lo bella que se ve, cosa que me da nostalgia no poder ir a recorrerla en este instante.

Siempre que puedo, en carro o en bus, me gusta ver hacia arriba las fachadas, porque se descubre la belleza de los edificios que pasa desapercibida para la mayoria.

Del cafe del Correo, mucha gente me ha comentado, espero en mis vacaciones en Julio ir a sentarme a tomar un cafe en pleno centro, ya estoy en cuenta regresiva.

Un abrazo

Fallitas dijo...

Soy cliente frecuente de Q'Café y del Café del Correo. Lindos lugares. Del correo soy cliente desde hace años, ya que aún conservo mi apartado postal ahí.
Eso me recuerda que es hora de un buen café.

provecho!

maluigi dijo...

Gracias cromática por tus nostálgicas palabras. Espero podás venir a ver c chepe, con sus defectos y virtudes. Porque siempre sucede que es una especie de amor odio. Por momentos uno ve cosas hermosas, pero después pasa un bus y te nubla la vista e intoxica, de paso. O a lo mejor un chofer intenta atropellarlo a una mientras cruza la calle.
Así es chepe, llena de rincones que hay que conocer, para contrarestar la desidia que provoca todo el resto.

Fallitas, así que sos un cafetero de dos de los cafés más tuanis de chepe. A ver si recomiendan otro, pues poco a poco ir generando un intinerario cafetero.

Fallitas dijo...

Quedan pocos cafés agradables en Chepe. Te recomiendo leer este tema que habíamos discutido en el Foro Costa Rica Nuestra acerca de buenos lugares para tomarse un buen café.
De paso, te dejo abierta la invitación para integrarte a la pequeña comunidad que tenemos en el foro.
Un saludo!

maluigi dijo...

Fallitas, gracias por el toque, pero vieras que me he inscrito 2 veces a ese foro, y nunca me envían la confirmación, asi que cuando voy a entrar, los datos que he metido no sirven, ha sido bastante frustrante. Gracias...

Gladys dijo...

Hola! Ya me quedè con las ganas de un cafecito en un lugar de esos!!!
COMO no soy una asidua de San Josè, y sòlo voy corriendo para salir lo antes posible del humarascal y el estrès, no tengo tiempo para ir mirando las fachadas antiguas (apenas voy mirando a los lados a ver si algùn chapulìn no anda tras mi cartera...ji,ji... Pero sì, en algunas ocasiones he podido observar con sorpresa, que San Josè esconde egoìstamente sus cosas màs lindas. Un abrazo!

maluigi dijo...

Parece que la primera foto, en la avenida central, era el antiguo banco anglo, banco creado en 1863, si bien ese edificio no es de esa época.

Ver en
Historia de la banca comercial en Costa Rica
Desde sus inicios hasta 1996
http://www.abc.fi.cr/historia.pdf